AMLO recibe amoroso, a la misma que lo quería fuera en el 2006

Ciudad de México 22/01/18.- En medio del estupor, tras la noticia dominguera de que una de sus estrellas se va a Morena, la dirigencia nacional del PAN y la coordinación en el Senado desestimaron la salida de Gabriela Cuevas de ese partido.

Denunciaron que su renuncia obedece a un interés personal porque pedía una diputación plurinominal que no se le dio por no ser los tiempos.

“Que le vaya bien”, soltó el coordinador Fernando Herrera tras declarar que en un partido democrático cada cual toma su decisión y sabe corresponder de la manera que considera pertinente a la generosidad de la institución que le permitió crecer políticamente.

A su vez, el CEN del PAN emitió un comunicado en el que señala que aun y cuando se respeta su decisión política, hace saber que detrás de la decisión está el hecho de que no se garantizó a Cuevas una diputación federal plurinominal “que exigía al partido, al no ser aún los tiempos de definición para ello”.

Puntualizó que hay órganos y plazos establecidos para estas decisiones y será en ese marco que se definan las distintas candidaturas plurinominales. “Acción Nacional se fortalece todos

Al margen de la irritada reacción panista, López Obrador le dio la bienvenida a ella y a Cuauhtémoc Blanco, al señalar que “la patria es primero y juntos haremos historia”; aunque la dirigencia nacional del PAN y la Coordinación en el Senado acusaron que dejó el partido porque no se le dio una diputación plurinominal que la legisladora exigió.

DEL LODO AL MODO, GABY SE ACOMODA

La senadora Gabriela Cuevas dejó así el PAN y se sumó al proyecto de Andrés Manuel López Obrador, al señalar que 18 años de alternancia no fueron suficientes, pues no se logró cumplir con los anhelos de inclusión, pluralismo y desarrollo, por lo que ahora decide ser parte de un movimiento plural que permitirá pasar de la democracia partidista a una verdadera transición democrática.

El 20 abril de 2005 y en el marco del desafuero contra López Obrador para que enfrentara penalmente el caso del predio El Encino, en el que fue acusado de desacato y abuso de autoridad por no suspeder una obra para dotar de acceso vial a un hospital, Cuevas y Jorge Lara, su compañero de bancada en la Asamblea Legislativa del DF, pagaron “de buena voluntad” una fianza para evitar que el jefe de Gobierno fuera arrestado.

Hace 12 años y mediante una colecta, Cuevas Barron entregó al agente del Ministerio Público de la federación los 2 mil pesos que impuso como fianza, luego de que el tabasqueño anunciara que no se acogería a dicho beneficio.

“Que (López Obrador) enfrente el juicio y la ley en libertad, ya no queremos que siga utilizando ni las instituciones ni los recursos públicos para manipular y guardar sus propios errores, mucho menos para hacer un proceso de engaño para la ciudadanía”, declaró en abril de 2005 la hoy seguidora de López Obrador.

Tal acción le valió que López Obrador la calificara de “tramposa”, en un mitin realizado en la Plaza de la Revolución, en Villahermosa, Tabasco, acción que emprendió luego de que la Presidencia de la República, encabezada por Vicente Fox, declarara que no retiraría los cargos por abuso de autoridad contra el entonces jefe de Gobierno.

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *