Zavala y Frente reprochan amnistía a Crimen Organizado ofrecida por AMLO

Consolidado en el primer lugar de las encuestas, a 11 puntos de Ricardo Anaya, su más cercano perseguidor, Andrés Manuel López Obrador ratificó su apoyo al diálogo que sostuvo el obispo Salvador Rangel Mendoza con narcos para “buscar la paz, la reconciliación y la tranquilidad” en la diócesis de Chilpancingo-Chilapa, Guerrero, uno de los estados más violentos del país.

El candidato también advirtió que no aceptará la construcción de ningún muro fronterizo con México. “No aceptamos la construcción de la muralla ni el uso de la fuerza, la militarización de la frontera. Los problemas no se resuelven así. La paz y la tranquilidad son frutos de la justicia”, le dijo al Presidente de Estados Unidos, Donald Trump, quien ni siquiera ha respondido a su homólogo Peña Nieto.

REACCIONES

La candidata presidencial independiente, Margarita Zavala, advirtió que de llegar a la Presidencia de la República no le hará guiños al crimen organizado y la seguridad será una de sus prioridades.

Dijo que en la administración de su esposo el ex presidente Felipe Calderón, el combate al crimen organizado redujo los índices de criminalidad, pero en el gobierno de Enrique Peña Nieto hubo abandono de las instituciones en materia de seguridad, lo que provocó un repunte.

Jesús Ortega Martínez, Coordinador de Alianzas y Consejos Ciudadanos de Por México al Frente, dijo que esta coalición no negociará con los que desaparecieron a los 43 de Ayotzinapa o los que han secuestrado, violado y asesinado.

El apoyo de Andrés Manuel López Obrador al obispo de Chilapa, Salvador Rangel, en el sentido de que el sacerdote pactó con el crimen organizado de la Montaña de Guerrero para que no maten candidatos, es un claro ejemplo de la amnistía que quiere brindar el tabasqueño a los grupos delincuenciales.

Además, “no es legal ni ético perdonar a los que han sumido a Guerrero en uno de los estados más violentos de la República: la noche del jueves, a unos días que el obispo “pactó”, asesinaron al secretario de seguridad pública de Chilapa”.

Con esto, dijo, quedó demostrado que “estos arreglos” sólo benefician al crimen organizado.

En su desesperación por ganar, Andrés Manuel ofrece perdón, pero es selectivo: no habla de los delincuentes que fueron sorprendidos fumando un cigarro de mariguana, sino “de los jefes de los cárteles, de los que tienen sicarios y asesinan, los que han ocasionado miles de muertes; él está diciendo que va a perdonar a los que desaparecieron a los 43 de Ayotzinapa, a los que asesinaron a los migrantes en San Fernando, Tamaulipas”.

Pero también, su decisión y ofrecimiento al crimen organizado lo hace aún sin saber si ganará la presidencia de la República y sin conocer sus facultades constitucionales, pues las amnistías son atribuciones del Congreso de la Unión, señaló el ex presidente del Partido de la Revolución Democrática.

“Con esta propuesta de López Obrador quedan claras dos posibilidades: o está instaurando una justicia muy a su estilo, donde él puede bautizar como San Juan Bautista, a todos los que él quiere perdonar, o son síntomas de locura”, advirtió Ortega Martínez.

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *